El poder del adiós

goodbye-705165_1920

Si quieres estar vivo, despídete de todo ahora.

Si supieses que hoy es tu último día de trabajo, ¿cómo te lo tomarías?

Si supieses que el vaso que friegas fuese el último que fueses a fregar, ¿cómo lo harías?

Si supieses que el trato que tienes hoy con tus vecinos, conocidos y familiares fuese el último que fueses a tener, ¿cómo sería?

Sin duda, vivirías todos esos momentos como especiales. Y procurarías poner lo mejor de ti para quedar en paz con todo y con todos.

Por eso, la mejor receta para estar realmente vivo -vivir en un estado de mindfulness continuo- es vivir despidiéndonos internamente de cada cosa a cada momento.

¡Adiós!

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *